?

Log in

No account? Create an account

May 10th, 2010

Paquito the chocolate man

Carta a la madre que el otro dia dejo caer, como por casualidad pero viperinamente, que no sé hacer mi trabajo.


El otro día me llega por terceras personas el comentario de una madre:


Madre: "Oye, ¿y el año que viene van a tener a la misma profesora?"

Tercera persona: "No se sabe todavía, pero es una posibilidad. ¿Por?"


Madre: "Es que claro, si no se impone, pues... como el otro día..."  (el otro dia un niño se arrancó a cantar Paquito el chocolatero en medio de la clase. Como me pareció específicamente bizarro, se lo dije a la madre)


niño, no es el momento ni el lugar


A ver, señora, si le dije que su hijo se había puesto a cantar era para que lo supiera, no porque luego no le suprimiera a gritos. O sea, que su hijo se arranca por bulerias en medio de clase, y el problema lo tengo yo, porque no le grito lo suficientemente fuerte? Venga ya. Mantener el orden es una de mis funciones, pero ni soy un sargento, ni es culpa mia que su hijo crea conveniente cantar clásicos verbeneros en medio de una clase. La idea no se la he dado yo, créame. Odio las verbenas.

Si le jodió que le comentara que su hijo se había portado mal enfrente de otras madres,

...pues se siente, porque es el único momento en el que la veo, (fugazmente) cuando su hijo sale de clase, ya que he tenido dos días de tutorías (precisamente para estos menesteres) en lo que llevo de curso y no se ha dignado a aparecer en ninguno. Y telepáticamente no le puedo comunicar las cosas. Por el momento.

En conclusión: no me difame, copón, que tengo una boca que alimentar (la mía).

Todo lo que sé del espectáculo, lo aprendí de Glee

DAY TEN (dei ten)

Después de dos dias de castigo moral (de dar clase normal, vaya) retomamos, sin muchas ganas en mi caso, la dura tarea de pulir la canción.

Una vez apañado, mal que bien, el apartado musical, pasamos a la cuestión visual. Después de repasarme a conciencia todos los episodios de glee, he llegado a la conclusión de que la puesta en escena es una parte muy importante de la performance.


(...o no)

Las funciones de colegio son conocidas internacionalmente por ser peñazos inaguantables, como bien saben Homer simpson y mi madre (que jamás se presentó a ninguna de las mias). Asi que decido que para animar la cosa, aparte de mi presencia estelar a la guitarra, nos ayudaremos de gestos explicativos. Y mira, así matamos dos pajaros de un tiro, porque como no se les va a entender la mitad de lo que dicen, lo mismo con gestos la gente se pispa un poco mas de que va la canción.

Sin embargo, y sobre la marcha, descubro que esta canción en concreto no se presta a lo que viene siendo el baile interpretativo.

El primer reto es como hacer de vagabundo a través del baile.


Como ese modelo es demasiado... actual, nos inclinamos por el homeless de las pelis de antaño, con el hatillo a la espalda.


Algo más así.

Y luego está la parte en la que el vagabundo se hace un té.



Y luego roba una oveja salvaje...



Para comérsela, suponemos, ya que es homeless



Y después, en un acto de brutalidad policial, vienen tres guardias y le matan.



Y se convierte en un fantasma que merodea por el lago.





Así que ahí estamos, buscando una coreografía que incluya todos esos elementos sin convertirse en un capitulo de Padre de Familia.